Ya se acerca Rosh Hashana

Para las personas que por alguna razón ya no perciben las vibraciones de las cosas que están más allá de lo material en sus vidas diarias, en ocasiones sienten que algo se mueve en su interior cuando piensan sobre estos días de septiembre (Tishrei)  en que  las festividades bíblicas  que se celebran en este mes,  Rosh HaShaná, Iom Kipur y Sucot, entran dentro de las fiesta solemnes en Hebreo  “ moed”. La palabra moed significa “una cita, un tiempo señalado, un ciclo o año, una asamblea, un tiempo determinado, un tiempo preciso”. Al entender el significado hebreo de la palabra fiesta, podemos ver que Dios está precisando “un tiempo especial, una ventana abierta en el cielo donde El esta haciendo una cita con la humanidad para cumplir aspectos proféticos y mesiánicos relacionados con la redención del hombre.

El nacimiento del mundo.

Rosh HaShanah marca el inicio de un nuevo año judío y forma parte del período de arrepentimiento. Rosh en hebreo significa “principal o cabeza” y shanah significa “año”. Rosh HaShanah es la cabeza del año en el calendario civil y también se le conoce como el día de nacimiento del mundo, dado que el mundo fue creado en este día (Talmud, Rosh Hashanah 11a). La misma fuerza que opero en ese momento  sigue trayendo la creación a la realidad continuamente, las escrituras empiezan con  “el principio” en hebreo  “ bereshit”,  en esa palabra están encerrados todos los misterios de la creación.

Según la tradición judía, se cree que Adán fue creado en este día (Mishnah, San Hedrin 38b). ¿Cómo se llegó a determinar que éste fue el día en que el mundo fue creado? Se basan en las primeras palabras del Libro de Génesis (Bereshit), “en el principio”, ya que cuando se invierten estas palabras, se lee Aleph b’Tishrei, es decir, “el primero de Tishrei”. Por lo tanto, a Rosh HaShanah se le conoce como el nacimiento del mundo, ya que la tradición nos dice que el mundo fue creado en ese día.

 Dos formas de contar.
Tishrei es el primer mes del año judío, pero en las escrituras vemos algo un poco desconcertante: es aludido constantemente como el séptimo mes y no como el primero. Esta disparidad es causada por dos formas diferentes de contar los meses. Una forma es comenzar con la Creación, lo que los judíos ven como el evento más central que ocurrió en la historia. El otro conteo alude a la liberación en el Éxodo de Egipto, nosotros también tenemos dos nacimientos el nacimiento natural y el nacimiento nuevo por el cual somos liberados de la esclavitud del pecado por El Mesías y nacemos espiritualmente.

 “Pero a todos los que le recibieron, les dio el derecho de llegar a ser hijos de Dios, es decir, a los que creen en su nombre, que no nacieron de sangre, ni de la voluntad de la carne, ni de la voluntad del hombre, sino de Dios,       (Juan1:1213  )

Nicodemo no entendía esto y Jesus le recrimina que siendo maestro de Israel y conocedor de la Torah no entendiera este detalle y le hablo de la necesidad de nacer de nuevo.

“No te asombres de que te haya dicho: “Os es necesario nacer de nuevo.”
El viento sopla donde quiere, y oyes su sonido, pero no sabes de dónde viene ni adónde va; así es todo aquel que es nacido del Espíritu.
Respondió Nicodemo y le dijo: ¿Cómo puede ser esto?
Jesús respondió y le dijo: Tú eres maestro de Israel, ¿y no entiendes estas cosas? “ (Juan  3:7 y 10  )
                                                                                                                                                 

El séptimo mes.

Tishrei  es el mes en que se celebra Rosh Hashana no es simplemente otro mes más del año. Ser el séptimo mes también es una declaración trascendental. Hay un misterio y una importancia inherente en el número siete; no es casual que Shabat sea el séptimo día de la semana. El tiempo es un “moed”  es como una semilla que contiene el ADN para todo su futuro; a medida que crece, su potencial oculto despierta. De la misma manera, toda la luz que fue implantada en cada uno de los días sagrados de este mes, es liberada lentamente en el curso del tiempo para que experimentemos el potencial espiritual de estos días cada año.

El Arizal, el gran místico que vivió en Tzfat hace cerca de 500 años, dice que: “Cada año en Rosh HaShaná, entra una nueva luz intelectual al mundo, abriendo nuestras mentes para que podamos ver lo que vio Adam”. Es un día en el que podemos evaluar quiénes somos, adónde estamos yendo, y hasta qué punto estamos viviendo nuestras vidas como verdaderos seres humanos.

 El nacimiento del Mesías ¿en Rosh Hashana?. El turno de Zacarias.

La Biblia no nos sugiere celebrar el nacimiento del Hijo de Dios, sino más bien conmemorar su sacrificio (Haced esto todas las veces que lo hiciereis, en memoria de Mí).  Podemos intuir el mes calculando algunos datos biblicos. En Lucas 1: 5-14 se puede leer que cuando Juan el Bautista fue concebido, su padre Zacarías trabajaba como sacerdote en el Templo de Jerusalén. El trabajo del sacerdocio era repartido conforme a turnos. Zacarías pertenecía al turno de Abdías. Como nos narra Lucas, 1: 24-36, Jesús nació cerca de seis meses después de Juan.

Si miramos el libro de 1 de Crónicas, capítulo 24: 7-19, nos damos cuenta de que existían 24 grupos sacerdotales que servían por turnos semanales en el templo. Al grupo de Abdías le correspondía el octavo turno.  Cada grupo servía dos veces al año. Si contamos los turnos desde el comienzo del año, al grupo de Abdías le correspondía servir a comienzos de Junio (del 8 al 14 del mes del calendario lunar hebreo). Como Juan fue concebido cuando Zacarías su padre trabaja en su turno como sacerdote en el templo, Juan fue concebido en el mes de Junio. Nueve meses después nacería, es decir, en Marzo. Pero como Jesús nació seis meses después de Juan, entonces nacería en el mes de Septiembre. ( Para ver mas click aquí)

El Rosh (La cabeza) de la creación.

“El es la imagen del Dios invisible, el primogénito de toda creación. 
Porque en El fueron creadas todas las cosas, tanto en los cielos como en la tierra, visibles e invisibles; ya sean tronos o dominios o poderes o autoridades; todo ha sido creado por medio de El y para El. 
Y El es antes de todas las cosas, y en El todas las cosas permanecen. 
 El es también la cabeza del cuerpo que es la iglesia; y El es el principio, el primogénito de entre los muertos, a fin de que El tenga en todo la primacía”  (Colosenses 1:15 al 18).

Cuando hablamos de Rosh HaShaná como “cabeza” del año nos referimos al significado profundo de la relación de este día con el Mesías. Tal como la cabeza alberga al órgano más vital del cuerpo humano, el cerebro, sin el cual ninguna actividad puede tener cabida, así también Rosh HaShaná es el mismísimo “cerebro” del año entero. Sin Rosh HaShaná, no podría haber ningún otro tiempo. La primera palabra de la Torah (pentateuco) es “bereshit”, y viene de la palabra rosh (cabeza, principio..). Jesús es el “rosh!” de la creación “todo ha sido creado por medio de El y para El”.También  la palabra primogénito  tiene que ver primero ,cabeza y mas si le acompaña creación “el primogénito de la creación” ,meditando todo esto uno puede observar tres distintos niveles de relación entre Rosh HaShaná y  la revelación del Mesías, entonces  no es de extrañar que el nacimiento del Mesías ocurriera en esta época del año.

La analogía de “Cabeza del Año” con la cabeza del cuerpo es exacta para los tres distintos niveles de relación que existen entre la cabeza y el cuerpo. Estos son:

1) La cabeza o el cerebro es el órgano más “superior” e importante del cuerpo.
2) El cerebro contiene dentro de sí la fuerza vital de todas las demás extremidades y órganos del cuerpo.
3) El cerebro orienta y coordina activamente a la persona por entero, y está activamente involucrado en la operación de cada uno de los órganos.

Rosh HaShaná es, ante todo, el día más sublime del año, enaltecido por encima de todos los demás días, disfrutando de la misma preeminencia que ostenta la cabeza (el Mesías) sobre todas las demás partes del cuerpo .Rosh HaShaná es también el día que engloba en sí a todos los días del año: es en Rosh HaShaná cuando se determina la calidad de todos los días del año próximo.

Anuncios


Categorías:Articulos, Videos

1 respuesta

  1. buen estudio, PERO el nacimiento del mesías fue en sucot, y fue en una suca no en un pesebre el mesón estaba lleno porque todos habían venido a celebrar la fiesta de sucot, y el lugar que encontraron fue una suca (mal traducida como pesebre) ELOHIM CON NOSOTROS

    Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: